Cuidados del cordón umbilical

Publicado por Jefferson en

Cordón umbilical

¿Qué es el cordón umbilical?

El cordón umbilical es sin duda algún vestigio del poder divino y muestra del amor incondicional de una madre que nos permitió llegar a éste mundo.

Y es que esta estructura anatómica es una de las más importantes durante nuestra etapa intrauterina.

Gracias a él pudimos recibir la cantidad necesaria de nutrientes indispensables para nuestro desarrollo. Así mismo desechamos todos los productos sobrantes de nuestro metabolismo.

Constituido por 2 arterias 1 vena, rodeado de un material gelatinoso.

Pero bien, tu hijo ya está aquí, sano y vigoroso.

Ahora hay que darle los cuidados necesarios a esa estructura que  empezará a secarse y futuramente caerá. Es esperable que se «caiga» entre 5 y 15 días de vida.

Aquí haré un paréntesis ya que considero necesario que sepas este dato que para mi es muy relevante.

La piel del bebé en su nacimiento es estéril, es decir, está completamente libre de cualquier agente microbiano, por lo que es muy necesario que el bebé al momento del nacimiento sea puesto en contacto con la madre.

Pero, ¿qué importancia tiene ésto?

Verás, son dos los escenarios que aprovechamos al realizar este simple  acto.

1.- Fortalecemos el vínculo madre e hijo.

2.- permitimos que sea la flora normal (microbios normales) de la madre la que colonicen la piel del bebé en aproximadamente 24 o 48 horas, en vez de otro microbio como los que se encuentran en los hospitales que  son altamente peligrosos para nuestra salud y muy difíciles de tratar

Así comprenderás la importancia del apego piel con piel a los pocos  minutos del nacimiento. Es que por tonto que parezca, estamos contribuyendo a que el cordón umbilical no se infecte.

Lo que queremos evitar es lo que se conoce en medicina como onfalitis,  que no es otra cosa que la inflamación e infección del cordón umbilical.

Hay que tener en cuenta que este puede estar permeable (sangrante), durante los tres primeros días de nacido, lo que lo convierte en una puerta  de entrada para diferentes microorganismos, la misma que puede  desencadenar una sepsis (infección  generalizada); y potencialmente la muerte..

Pero tranquila, no es tan malo como se lee.

A continuación voy a compartir contigo las pautas necesarias para que puedas darle los cuidados al cordón umbilical.

Igualmente te enseñaré a reconocer las posibles complicaciones que éste pueda presentar, para que actúes a tiempo y solicites la opinión de tu médico de cabecera; lo que nos lleva a la siguente pregunta.

¿Cuáles son los cuidados que debo darle al cordón umbilical?

  • Por sobre todas las cosas, lávate las manos con agua y jabón o con alcohol gel antes de tocar siquiera a tu hijo .
  • Recuerda siempre dejar por fuera del pañal el cordón umbilical, ya que puede humedecerse con la orina del niño(a), e infectarse.
  • Limpiar el cordón umbilical con alcohol de entre 70° y 90° (grados de alcohol). La técnica es muy sencilla, y sólo debes humedecer una torunda de algodón y pasarla por la base del cordón sin llegar la piel de tu hijo, ya que puedes irritarlo; y si eso ocurre, sencillamente seca el líquido sobrante.

Debes tener en cuenta mover el cordón para que el alcohol llegue a todos los rincones.

  • También puedes hacer el aseo del cordón umbilical con agua y jabón al momento de bañarlo, sólo procura que quede bien seco después de éste.
  • Puedes colocar una gasa limpia para protegerlo y cambiarla cada vez  que lo haces con el pañal.

Cosas que no debes hacer con el cordón umbilical

NO debes limpiar el cordón umbilical con yodo povidona ya que el yodo de esta solución al tener contacto con la piel del niño se absorbe rápidamente, produciendo una sobrecarga del mismo, «bloqueando»el buen funcionamiento de la glándula tiroides, permitiendo que los niveles de hormona tiroidea aumenten causando complicaciones propias de este enfermedad.

NO debes colocar ningún tipo de faja, ni polvos, ni objetos sobre el cordón  umbilical. Recuerda que este es puerta de entrada a infecciones.

Generalmente la idiosincrasia de nuestros pueblos pesa más que la evidencia presentada, llevándonos a cometer errores y complicando situaciones que pudieron haberse evitado.

¿Como saber si el cordón umbilical está infectado?

Aquí debemos recurrir al sentido común.

  • Que haya presencia o salida de material purulento a través del cordón umbilical, (recuerda que este puede sangrar los tres primeros días  de vida).
  • La Base del cordón umbilical normalmente es roja, ésto debido a la migración de leucocitos (células normales del sistema inmune).

Lo que no debe ocurrir es presenciar la base inflamada, es decir, hinchada.

Tu hijo tampoco debe quejarse de dolor al momento de manipular esta área para limpiarla.

  • Que haya olor a descompuesto (Podrido), no sin olvidar que el cordón umbilical a medida que se vaya momificado también cambiará su olor y textura, pero bajo ninguna circunstancia debe oler a putrefacción.
  • Al momento de la caída del cordón umbilical debemos estar bien atentos a posibles cambios que este pueda tener, así mismo la presencia de cualquier líquido que salga a través de él, eso incluye orina, líquido negruzco, bilioso, o fecal.
  • La presencia de alteraciones anatómicas (cambios en la forma de la cicatriz umbilical) de cualquier tipo que sea, te llevarán a consultar con tú médico de cabecera.
  • Que tu bebé presente fiebre, malestar general, náusea, o vómito;  también serán motivos de consultar con tu Dr.

Hasta aquí lo haz hecho muy bien, sólo debo recomendarte un par de cosas que no son  estrictamente del tema que juntos acabamos de revisar, pero que vale la pena mencionar.

La lactancia materna debe ser exclusiva hasta los 6 meses de vida.

Tu hijo no necesita ninguna sustancia adicional, salvo que haya nacido bajo de peso o lo aqueje alguna enfermedad.

El baño puede ser día por medio, las uñas deben estar cortas y limpias..


Cuidados del cordón umbilical

Si tienes alguna duda, u opinión acerca del tema, no dudes en dejar tu comentario en la caja de abajo.

Te responderemos en la brevedad posible.

No te olvides de compartir éste post con aquellas madres primerizas, que al igual que tú, se preocupan por darle los mejores cuidados a su bebé.


0 commentarios

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *